UA-47812476-1

jueves, 6 de febrero de 2014

Cómo el proceso de coaching prepara a los deportistas y jugadores de pádel para la obtención de resultados extraordinarios

Todos los deportistas desean conseguir resultados extraordinarios.

La mayor parte de los deportistas nos hemos sorprendido alguna vez viendo como nuestra velocidad, fuerza o coordinación eran, en determinado momento, y sin ninguna explicación consciente, mucho mayores. A veces hemos asistido, casi como espectadores, a nuestra propia ejecución inconsciente de un golpe “mágico”.

Estos hechos son normalmente la entrada a un nuevo nivel de juego, donde su repetición ya no es tan extraña, y pasamos entonces a aspirar a algún nuevo reto. La sucesiva consecución de estos retos por parte de un deportista lleva con el paso del tiempo a alcanzar niveles de juego superiores y por lo tanto a alejarse de la media.

Algunos llaman a estas situaciones estados de flujo, otros, el resultado de la completa concentración y otros (más metafísicos -Carlos Castaneda-) a acumular poder mediante una vida impecable. El problema es que ponerles nombre no ayuda directamente a conseguirlos.

En una ocasión, tras un entrenamiento en el club López Maeso, pregunté a Pablo Lima al poco de llegar a España tras de ser campeón del mundo de pádel en la categoría de menores de 18 años, si consideraba que el progreso de un jugador era continuo o se producía a saltos. No dudó en responderme que a saltos.

Todo esto está muy bien, pero entones ¿cómo conseguimos acceder a estas oportunidades de salto de nivel? El coaching ha demostrado ser un proceso que prepara a los deportistas (y a todas las personas) para conseguir el acceso a dichos resultados extraordinarios.

Un ejemplo radical, además de reciente, lo tenemos en el jugador canterano del Barça, Marc Bartra, que, como se puede ver en el siguiente artículo de “Marca.Com”, sigue procesos de coaching desde hace 3 años. Este jugador en 3 años ha pasado por la selección sub-19 y sub-21, a ser titular en el Barça, jugar la champions, llegar a la selección española y como consecuencia renovar su contrato hasta el 2017.

“… buena parte de su secreto está en su fortaleza mental. Lejos de lo que se pueda pensar, la mente también se puede entrenar y es lo que ha hecho Bartra desde hace tres años. Aconsejado por su representante, Mágico Díaz, se puso en manos de una empresa de coaching, que le ha permitido superar situaciones adversas.”

Esta sería la parte “mental” del Coaching, tremendamente poderosa para facilitar el cambio.

Además, por si no fuera suficiente, tenemos la suerte gracias a Tim Gallwey y su “juego interior” (yo la tuve especialmente pues fue mi profesor de Coaching) de que exista una manera de entrenar la técnica mediante el Coaching no directivo, la cual ayuda a aprender o mejorar rápidamente cualquier golpe eliminando nuestras interferencias.
Padel Coach Padel Coaching deportivo para el máximo rendimiento deportivo, atrévete, limite, cambio,Tu personal padel coach 
En los siguientes posts explicaré cómo eliminar las interferencias y entrenar mediante el “juego interior”

Mientras tanto… ¿Cómo te encuentras en relación a tu objetivo?


¡Hasta pronto!